Blcok Menu Especial

4566

pambelé

En sus años como campeón mundial, el boxeador Antonio Cervantes, más conocido como el Kid Pambelé, era un personaje influyente que cenaba con celebridades, se retrataba con el presidente de Colombia y asistía a grandes eventos sociales invitado por personalidades del entretenimiento. Era un hombre arraigado en la memoria popular de Colombia y Venezuela, no sólo por el poder de sus puños sino también por sus relaciones con  el jet set. Todo eso ocurrió en sus años de gloria. El reverso de la moneda es la oscuridad.

Pambelé ha sido tan famoso lejos del boxeo como lo fue durante la época en que se calzaba los guantes. Y  todo por culpa de sus escándalos públicos, de sus excesos con las drogas y de sus frecuentes accesos de violencia. Semejante comportamiento lo ha convertido en una especie de “poeta maldito” del ring. Esta vida que va del cielo al infierno, del esplendor al desastre, es la que se recreará a través de la serie de televisión de 80 episodios de una hora en los cuales contaremos la vida trágica y gloriosa de Antonio Cervantes, el Kid Pambelé. Veremos la inocencia y la alegría que caracterizan sus primeros años como boxeador callejero y lustra botas en las plazas de Cartagena donde conoce al amor de su vida, Carlina Orozco.Su disciplina era ejemplar, con la cual pretendía superar todos sus obstáculos y oponentes durante sus primeros años en Venezuela.

En Caracas, tal y como había ocurrido en Colombia el público lo silbaba con furia cuando subía al ring. Pero después, Tabaquito Planz y el apoderado Ezequiel Mercado, Antonio se convirtió en el Kid Pambelé, una máquina demoledora que impuso una dictadura de ocho años en la división Walter Junior. En Caracas Pambelé también conoció a Aurora, una mujer con grandes aspiraciones que se convertiría en la punta del triángulo que fue su vida amorosa. Y así, la vida de Pambelé se volvió en una doble jugada en la cual llevó a Aurora al altar y a la clase social más alta de Colombia mientras a Carlina la llevó en su corazón hasta su último momento de lucidez. 

Mientras Pambelé defendía el título de campeón mundial, su vida se iba combinando con la droga y el alcohol, fue dejando progresivamente toda su fortuna, su razón y su disciplina como boxeador. Durante estos años de excesos Pambelé es víctima de un trastorno bipolar afectivo y se vuelve una especie de Dr. Jekyll & Mr. Hyde: cuando está sobrio, es un gran caballero, pero cuando está borracho o bajo la influencia de las drogas, es un hombre violento y peligroso.

Nuestra historia termina en el 2000 cuando Pambelé es inducido al hall de la fama mundial de boxeo en Nueva York honor que comparte con grandes como Muhammad Ali y Joe Frazier. Al mismo tiempo es declarado el deportista más importante del siglo XX por el periódico El Tiempo en Colombia. Esta es la historia de un hombre que además de pelear contra sus rivales y contra su entorno, termina peleando contra sí mismo. En otras palabras esta es la historia de: Antonio Cervantes Vs. el Kid Pambelé.